El blog de la Mutualidad de la Abogacía

6 junio 2017

Nueva semana de impasse en los mercados (06/06/2017)

Más sobre

Nueva semana de impasse en los mercados, con toda la atención en las próximas reuniones de los Bancos Centrales.

Y es que en apenas dos semanas vamos a asistir a las importantes reuniones mensuales del BCE y de la Reserva Federal estadounidense. Como venimos comentando, junto con la evolución macroeconómica y la incertidumbre geopolítica, los Bancos Centrales se erigen como la principal guía de la evolución económica general a medio plazo y, por supuesto, del devenir de los mercados de renta fija y variable.

En el caso estadounidense, la FED se encuentra ya en pleno proceso de subida de tipos. Existen algunas dudas, tras los datos de empleo del último mes, de que en la próxima reunión de junio, Janet Yellen opte por una subida inmediata de los tipos de interés: A pesar del crecimiento de la economía norteamericana y de su nivel de casi pleno empleo, las presiones salariales e inflacionistas siguen siendo moderadas. Esto establece algo de cautela con respecto a los pasos a seguir. No obstante, el conjunto de analistas del mercado opina que en este 2017 deberíamos ver al menos dos y puede que hasta tres subidas de los tipos de referencia USA, en línea con un conjunto macroeconómico sólido, estable y, como decimos, con pleno empleo. Lo que sí parece claro es que la Reserva Federal va a comenzar a reducir su balance de bonos públicos, cifrado en 4.5 billones, es decir, cuatro veces el PIB de España. Sin duda esta medida va a contribuir a presionar a la curva de renta fija estadounidense por encima de los niveles de rentabilidad actuales. La gran duda es hasta dónde y con qué velocidad…

En el caso europeo, si bien nos encontramos en una fase mucho más retrasada del ciclo económico, la aceleración de los datos macro, en general con más sorpresas positivas que en Norteamérica, refuerzan la postura sostenida por el Bundesbank de que es necesaria una paulatina disminución (algunos hablan de eliminación) de los estímulos monetarios. No parece probable, a la luz de las palabras de Mario Draghi, que veamos cambios de rumbo muy drásticos con respecto a la situación actual. Más bien da la impresión de que cualquier cambio será convenientemente telegrafiado a los mercados, para evitar distorsiones, sobre todo por lo que respecta a la deuda pública. En todo caso, máxima expectación con el comunicado del BCE, particularmente por lo que se refiera a perspectivas de crecimiento e inflación.

En conjunto y por lo tanto, prudencia. Si bien las posibilidades de descarrilamiento son bajas, los riesgos de género monetario y político son, cuando menos razonables. Máxima atención a la renta fija y precaución con las valoraciones en renta variable.

Post relacionados

Reapertura económica, estímulos financieros y avances farmacéuticos

Comentario financiero: 06/07/2020 A lo largo de todo el periodo…

Compás de espera en los mercados

Comentario financiero: 22/06/2020 Tras un comienzo de mes, realmente fulgurante, y una pequeña dosis de realidad, en forma de rebrote de coronavirus y de cierta contemporización por parte de la Reserva Federal en…