27 mayo 2021

El ahorro de los hogares españoles aumenta durante la pandemia, aunque sigue siendo insuficiente

< volver sala de prensa

Panel de expertos Observatorio del Ahorro Familiar

  • El panel de expertos online organizado por el Observatorio del Ahorro Familiar ha abordado los principales factores que influyen en el ahorro, las dinámicas previas a la pandemia y las mejores alternativas actuales para quienes deseen ahorrar
  • Los expertos coinciden en que la bajada de los tipos de interés, la poca incentivación fiscal y la escasa educación financiera desincentivan el ahorro previsional
  • El mercado de productos financieros debe evolucionar para atender las demandas de la sociedad, con soluciones basadas en la digitalización, la sostenibilidad y la incentivación del ahorro previsional
  • En 2020, las cuentas de partícipes de planes de pensiones ascendieron a 9,4 millones, con una cuenta de posición de 117.200 millones de euros

 

Con el objetivo de analizar el estado actual del ahorro en las familias españolas, el Observatorio del Ahorro Familiar, una iniciativa puesta en marcha por Fundación Mutualidad Abogacía y Fundación IE, ha organizado un panel virtual con expertos de diversos ámbitos para abordar los principales factores que influyen en el ahorro, las dinámicas previas a la pandemia y las mejores alternativas actuales para quienes deseen ahorrar.

Bajo el nombre “Los hogares en la era post-covid: cómo deben ahorrar y donde deben invertir”, el encuentro virtual ha sido moderado por Laura Núñez, directora del Observatorio del Ahorro Familiar y profesora de finanzas de IE Business School, y ha contado con unas palabras de bienvenida de Cipriano Arteche, vicepresidente de Fundación Mutualidad Abogacía quien señaló que: “La cultura del ahorro es un ámbito, que, por desgracia, cuenta con poca representación en nuestro país, por ello, desde el Observatorio Del Ahorro Familiar tenemos el firme objetivo de investigar conjuntamente sobre la situación del ahorro y la planificación financiera de las familias en España. Durante el evento, se abordó el ahorro desde tres perspectivas distintas: su importancia en la sociedad del bienestar, el comportamiento de los hogares antes y durante la pandemia, y los productos y vehículos de inversión destinados a este fin.

El ahorro durante la pandemia del Covid 19

María Isabel Cambón, subdirectora de coyuntura y Estabilidad Financiera en la Comisión Nacional del Mercado de Valores, indicó que durante la pandemia el ahorro medio anual de los hogares españoles ha aumentado hasta casi el 15% de su renta disponible (siendo cercano o superior al 20% durante algunos trimestres) respecto al 5,6% registrado en 2018. Sin embargo, y a pesar del aumento, “El ahorro de los hogares españoles sigue siendo muy bajo, también en comparación con los hogares de la zona euro”.

En esta misma línea, Luís Viceira, profesor de la Cátedra George E. Bates sobre gestión de inversiones en Harvard Business School, hace alusión a la difícil situación que enfrentan en la actualidad ahorradores e inversores. «Nos enfrentamos a un estancamiento crónico de la demanda desde la crisis que estalló a finales del 2008: baja demanda y poder adquisitivo mermado por el poco crecimiento de los salarios y del empleo. A esto se ha añadido un estancamiento de la productividad. Esto ha resultado en una actividad económica muy por debajo de su potencial. La demanda y el crecimiento de la productividad es lo que estimula la inversión y, por lo tanto, la demanda de ahorro, con el consiguiente aumento de los tipos de interés. Con baja demanda y productividad, la economía gravita a una situación de tipos de interés muy bajos, que es la que hemos tenido hasta ahora«.

En un caso como el español, con una pirámide demográfica invertida, el incentivo a ahorrar es, como señala el experto, de gran relevancia a pesar de llegar, incluso, a no estar remunerado. «Sin cambios estructurales como, por ejemplo, permitir la prolongación de la vida laboral activa en profesiones que así lo permitan y la adaptación de las edades de jubilación a la situación de mayor longevidad, no es razonable pensar que, ajustado por la inflación, el nivel de pensiones que promete el sistema de Seguridad Social vaya a ser el mismo dentro de treinta años «.

Fernando Ariza, director general adjunto de Mutualidad de la Abogacía, señaló, coincidiendo con María Isabel Cambón, que el incremento del ahorro durante la pandemia es una buena noticia. Sin embargo, gran parte de ese ahorro ha permanecido en las cuentas corrientes, lejos de fines previsionales o precautorios. Según declaró Ariza, “Las entidades aseguradoras y con productos financieros de ahorro debemos saber adaptarnos a las necesidades de la sociedad para poder ofrecer soluciones que incentiven el ahorro, si no previsional, al menos precautorio, para evitar que se repitan situaciones de precariedad económica de los hogares como las vividas durante la pandemia”.

Además, en línea con el profesor Viceira, Ariza manifestó la necesidad de desarrollar los planes de pensiones empresariales, una reforma que, según el experto, “es una forma de remuneración que va a ayudar a garantizar la dignidad de los ciudadanos una vez jubilados”. El éxito de esta práctica, que ya está extendida en otros países europeos, dependerá de su planificación y ejecución, “Si bien en la próxima década podríamos tener un gran porcentaje de los asalariados bajo este tipo de planes, no podemos olvidarnos de los autónomos, el colectivo de trabajadores más castigado durante la pandemia”.

En este mismo ámbito de debate, Laura Núñez, hizo especial hincapié en la elevada tasa de paro, agravada en el caso de los jóvenes, que actualmente enfrentan una tasa de desempleo cercana al 40% y, en muchos casos, situaciones laborales precarias, “impidiéndoles poner en marcha planes de ahorro previsional”.

 

Recuperación económica y estrategias para incentivar el ahorro

Todos los expertos coincidieron en que cabe esperar un notable aumento del consumo tras la pandemia, si bien, bajo este escenario, se hace indispensable incentivar el ahorro mediante formación e información para evitar burbujas de endeudamiento y la bajada del nivel de ahorro de los hogares.

Ernesto Villanueva, director de la división de Estudios Microeconómicos del Banco de España, explicó que, en colaboración con la CNMV y otras instituciones, están trabajando para proporcionar a la sociedad las herramientas para mejorar su salud financiera. “Hemos puesto en marcha el Portal del Cliente Bancario, donde tratamos de mostrar a los inversores que quieran financiarse a qué condiciones se enfrentan y, con determinadas condiciones crediticias, la cantidad que pagarían de dinero. Por otra parte, estamos desarrollando una evaluación del programa de educación financiera en los institutos, con chicos y chicas de 14 años en 77 centros de toda España. Ahora, 6 años después de la puesta en marcha de esta evaluación, se están llevando a cabo entrevistas de control para comprobar si la formación recibida está siendo utilizada para tomar mejores decisiones en el ámbito financiero”.

Por su parte, María Francisca Gómez Jover, subdirectora de Organización, Estudios y Previsión Complementaria de la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones, clausuró el evento ofreciendo los datos globales de planes de pensiones en 2020. Las cuentas de partícipes ascendieron a entorno 9.400.000, con una cuenta de posición de 117.200 millones de euros y 5.000 millones de euros en aportaciones.